Microrrelatos publicados

Tu Microrrelato

 

Ver más microrrelatos

 

    Buscar por Autor o Microrrelato        

 

 

 

AutorRelato
Baqueano

He vuelto. Todos duermen. El mismo mantel de hule en el comedor, el vaso de vino en el lado de papá, el delantal de mamá arremolinado... Recojo el tapón de corcho abandonado en la mesa y cierro los ojos. A barrica y frutos fermentados huele la casa. He vuelto.
Cienfuegos

Mi nieta de cinco años ha resultado ser hechicera. Se me acercó ayer, traviesa, y sus pequeños dedos tiraron de mi barba; antes de poder regañarla, me susurró al oído un prodigioso encantamiento: ¡Felicidad! Al instante, presos del infantil embrujo, nos echamos a reír. Desde entonces, soy aprendiz de mago.
Ignacio Prado

LA FELICIDAD EN UNA COPA DE VINO “…atravesar con la mirada el suave cristal de una copa alzada para encontrar tras ella, velada de rojo, la franca sonrisa de una cara amiga. Sentir si no será acaso cierto que la felicidad reside en compartir la suave cadencia de una cálida charla al calor de la madera, la tierra, y el tiempo albergados en su interior…”
Alo

Ah! demonio de melena roja que me arañas el alma. Afortunado debería sentirme de tenerte a mi lado y sin embargo de dudas estoy lleno. Será que soy feliz al fin.
Amatxo

TITULO: EL PREMIO El premio era extraordinario: se sorteaba la Felicidad. Todos acudieron y, ¡qué extraño!, todos ganaron. A todos les pareció bien y todos, felices, siguieron haciendo lo que sabían hacer. El Joven, con su variedad, disfruto el momento. EL maduro de su Crianza. Otros su Gran Reserva de amor en el tiempo. Sólo uno, embriagado, se dejó transformar... por la Felicidad.
INTOLERANCIA GARCÍA DE LOS MERECERES

¡Quién diablos!.. La estabilidad.. ¡Quién diablos se inventaría la estabilidad!..Quién, incauto, el "tener".. Qué desvió así tanta atención al vivir.. Vencido, gratamente vencido y entregado, aun te celebro. Aun estoy. Aun te bebo.
Arneo

Felicidad es sentirme tuya y que tu te sientas mío. Es no tener nada y no sentir su falta. Es beber de tu cuerpo con vino regado, comiendo de las uvas de la algarabía de nuestros cuerpos enlazados. Sentir mía de los demás su alegría.
Ansia

Sol frío de mañana helada recorre tu piel oscura y la mía clara, endulzando cada día, aún de lluvia perlada, madurando tus entrañas. Si me esperas, y nos juntamos seremos color fresa. Si te vas con la madera perderás de tu color, aún ganando en presencia. Hazme feliz, juntate conmigo y hagamos un reserva.
MOSH

El reloj swatch de plástico insiste con su tictaqueo de fondo. Sólo interrumpido cada nueve minutos exactos por el Angie de los Rolling. Aaaaangie, Aaaaaaaaaaaangie. when will those clouds all disappear?Botón de retrasar alarma en el móvil y a esperar otros nueve minutos. Felicidad, gracias por abrazar mi almohada.
furby

Esto es felicidad... esta botella de buen vino... descorcharla y degustarla.. siempre con vosotros.. mi familia, mis amigos... todo lo que da sentido a mi vida. Esto es felicidad... ver ésta botella siempre medio llena, optimista en cualquier momento. Esto es felicidad.. poder brindar con vosotros y desearos todo lo mejor del mundo... salud!
Gorgosh

Café recien hecho.

Mágico susurro F avorables son las noticias sobre tu regreso teniendo la E speranza de volver a verte pronto. L a vida a veces tras una mala noticia esconde otras I usiones que C ambian el curso de la vida e I nundan nuestro espíritu D el alimento con que los dioses bañan a A algunos elegidos D entro de los sueños para que nazcan momentos de FELICIDAD
PRIMAVERA

fanita11

Tienes frente a ti el calor de una chimenea y la mirada de un amor, el flagor de las llamas confunde el sentido y te dejas llevar por el olor de la pasión que te hace refugiar en las caricias, bebiendo una copa de felicidad en cristal de amor. Te tapas con una manta de complicidad para compartir el amor.
Rohasha

¿Como sentir el gozo, ante tanto dolor? Tomando una copa de vino y brindando al sol.
Alcelh

Dicen que vivir recordando el pasado te hace perder el presente y no mirar al futuro. Vivo de mis recuerdos, porque ellos me cargan las pilas para salir a la calle cada día sonriendo con tu recuerdo. Triste es la mañana sin dar los “buenos días” con los labios curvados hacia arriba. Para mi pensar en ti ser Feliz.
Ari

Respira hondo............piensa........"felicidad".........siéntela........la reconocerás por un estado de alteración espiritual que consigue reacciones corpóreas casi inexplicables y placenteras.......La sientes?
marjor

Dos miradas que se cruzan, un beso robado en el ascensor, una caricia, un olor embriagador, los sentidos abandonados, un instante para toda la vida, un deseo permanente de volver a verte, la mayor felicidad con el anhelo incompleto de ser tuyo...
IRIS

Madruga. Corre. Trabaja. Corre. Cumple con tus obligaciones y sigue corriendo. Deja de correr. Tómate un vino en buena compañía y relájate: Al día siguiente irás caminando.
Vectra

Tumbada al sol, completamente relajada, con los ojos cerrados, escuchando el ir y venir de las olas, te pregunto, de repente: "¿Hoy es domingo?" "No, es sábado. ¿Recuerdas? Sábado". "No, si me acuerdo, sólo quiero regordearme un rato....". Y, satisfecha, me vuelvo a sumergir en mis despreocupaciones.
Odiseo

Tu pelo corto no era castaño, sino un rojo tan ardiente y salvaje a mis ojos como el resplandor de una llama; tus ojos cruzaban mis entrañas cuando te dije "tomemos la última" , Afrodita nos llevo a un sagrado lugar, donde tus labios fueron mas fuertes que el dulce vino, y mis dedos se confundieron con tu piel .
FG

Felicidad, me dices...felicidad es construcción mental, poesía que arropa la fria desnudez, ola emocional que nos devuelve al abrigo de seguras playas. Felicidad es -lo sabes- sentir del hondo bienestar su roce incorpóreo, de sus labios su esquivo besar que ignoran; arrobamiento con que se contempla el ser. Cuando cesa, doliente ilusión.
mariana

Un día pensé que los sueños podían hacerse realidad. Y así llegué a la conclusión de que: La única forma de encontrar el camino es pasando página y mirar con ojos limpios hacia el nuevo horizonte. Y si el corazón no entiende de razones deja de atormentarte y ¡VIVE!
Chus Canal

Al despertar cada mañana la felicidad de un nuevo dia nos embarga cual arco iris que navega en el firmamento...felicidad de las risas compartidas por los niños cada tarde en el parque que contemplo desde la lejania de los dias...felicidad cual amanecer y saborear aun un buen vaso de vino en la sobremesa de mi casa mirando las nubes pasar y la lluvia caer...felicidad compartida con los amigos y la familia...es la felicidad de lo cotidiano en nuestras vidas...como el vino que dejamos reposar en su vaso y observamos su color...saboreamos su sabor y nos embarga cual elixir creado por los antiguos dioses para deleite de nuestra felicidad.
barracuda

... después de más de treinta horas de búsqueda seguía sin aparecer .......... decidieron entonces hablar con Apolinar, el cazador, él conocía la zona mejor que nadie, ¿cómo no se les había ocurrido antes? Apolinar Moscoso con la calma de quién enhebra una aguja cargó su escopeta, salió al patio y efectuó dos disparos ...... pan, pan !!! ..... y al pan pan, Albino vino ....
BARBAFAS

Hay momentos agradables que pueden convertirse en recuerdos felices. Pero la felicidad completa no las dan las personas con las que convivimos, las que amamos, un abrazo, el te quiero a diario, no seran un recuerdo sino una constancia permanente de amor, la vida misma.
Placeres Vinoteca

Toni Sonrisa

Recorrió el mundo buscando la felicidad : felicità - le bonheur – Glück -幸福 السعادة - - geluk – щастие – boldogság – beatitudinem – ευτυχία – štěstí –행복 – счастье – happiness – kontantman – mutluluk - شادی - szczęście –felicidade – fericire – furaha – lycka – kaligayahan – ความสุข – kuntentizza – laimė – onnellisuus – среќа – šťastie – hamingja – sonas – kebahagiaan- שמחה –hapusrwydd - ბედნიერება - sreče – xoşbəxtlik – երջանկություն – lumturi . Al volver comentó : no busques más, la encontrás en lo más s
BARBAFAS

El crepusculo encendìa la tarde. Una copa de vino iniciaba una fogata en tus ojos amenazando con extenderse a los demàs sentidos. La brisa, el mar, el susurro de la tarde, te acechaba con felicidad.
Rodtem

La uva y el vino La uva reventó entre sus dedos, y el jugo se desparramó por la palma de su mano, donde lo hizo fermentar. El dios Baco, entonces, reunió al resto del panteón, ofreciéndoles una copa de un excelente vino bermellón y, pidiéndoles que lo cataran, les comunicó que por fin había encontrado un elixir perfecto para amenizar los próximos festejos.
TRINQUETE

La mirada fija en su dedo. Maldito pedazo de carne redondeado. Tenso silencio que detiene el tiempo. Sus músculos no responden. La garganta se seca. Tumbado siempre en esa cama. El accidente, un mal sueño. El dedo quieto, inmóvil. Las fuerzas justas. Allí, en su pie, parece hacer un pequeño gesto. Unos milímetros. Y una lágrima resbala por su mejilla...
BORA

Amor prohibido Arrancado de la botella, cae rebotando sobre el mantel. Su cuerpo de alcornoque no ha podido detener el tirón del sacacorchos. El otro se abandona entonces,como un suicida, al abismo de la copa de cristal. Y ambos, por última vez, vuelven a envidiar la suerte de los gran reserva.
Pizpireta

Le conocí en un chat para solteros. La casualidad quiso que una pasión común acercase nuestras distancias: la afición por los buenos vinos. Al despedirse me insinuó su edad: “Soy lo que se dice un gran reserva”. Le contesté que también yo fermenté lo mío. “Entonces quizás juntos hagamos buena bodega”, vaticinó.
Hotei

Llamé a su puerta con una botella de vino en la mano y dos copas. “Así celebramos tu llegada al bloque”, le dije a la nueva vecina. Ella me invitó a pasar. Y aunque en el desorden de la mudanza no pudo encontrar el sacacorchos y abrir la botella, al final de la noche supo abrir mi corazón.
Hotei

Ocurrió entre luces de neón de una discoteca. Acercamos nuestras bocas y un extraño humo blanco ocultó nuestra pasión. El humo se fue; la pasión queda.
Pomponio

FUENTE DE MANÁ Fuente del manà que riega las entrañas En cubas criado para nuestro deleite Limpio de maldades y amigo del buen yantar Imaginativo en su sabor inmortal Color que fascina y atrae cual imán Imposible olvidar la elegancia de sus botellas Don divino para un buen momento Así es el vino de Martín Berdugo Dotado de sensualidad, de pasión, de honestidad.
Baqueano

Levanté la copa de vino a la altura de los ojos tratando de ocultar mi timidez. A través de ella tu rostro se turbó de un color rojizo. “El reflejo del tinto”, suspiré. “Puede”, me respondiste desplazando mi copa y mostrándome tu piel, roja de pasión.
León Bocanegra

Un círculo de arena y cal y sudor, unas encallecidas manos que laboran y acarician y juegan creando un universo infinito de sensaciones que un aprendiz de Baco moldeará entre sabores y probetas. Ingeniero del placer propio y ajeno de un líquida libación, momento etéreo, que morirá en los labios de otro soñador en una tarde perdida en el olvido.
Ana Flores

EL DÍA DE LA FELICIDAD: La víspera del día de la felicidad, fue el día de la felicidad. Lo supo mucho tiempo después, cuando ya sólo los recuerdos alimentaban sus ganas de vivir. Sólo en la espera, la imaginación forja la felicidad que la vida rara vez dispensa.
Ana Suárez

FELIZ: Fue feliz mientras aspiró a ser feliz. Después, se dedicó a recordar los tiempos en que la felicidad se hacía presente cada vez que aspiraba a ella.
María José Jovellanos

EL SENTIDO: Sintió que todo a su alrededor tenía sentido. ¡Era feliz!
Lorenzo Rojo

LA CREENCIA: Cerca de la vejez se dio de bruces con una verdad inexorable: “La felicidad no existe, sólo existe la creencia de que la felicidad existe”. “Y esta creencia es la que nos hace creer que somos felices”, añadió el hombre para sus adentros.
María José García de las Bayonas

LA FELICIDAD DEL OTRO. Le encantaba imaginarse la felicidad ajena. Por eso, cuando adquiría un regalo, elegía con cuidado aquello que podría proporcionar algo de felicidad al prójimo. La felicidad de saber que alguien ha comprado un objeto pensando en él. Y al imaginarse la felicidad del otro, sintió que no cuesta tanto ser feliz, Basta con un regalo
Salvador Samper

LOS OJOS DEL OTRO: Buscaba infructuosamente la felicidad desde que era muy joven, y fue encontrado por ella, muchos años después, en la frontera de la vejez, cuando miró a los ojos del prójimo que le contemplaba con infinita ternura.
Pacheco

LOS VISITANTES. -¿Quién eres? -La adversidad. -Pasa. -Vengo acompañada. -¿Por quién? -Ya la verás. Viene detrás de mí. -No veo a nadie. -Paciencia. A veces, se retrasa. -¿Quién es? -La felicidad.
Germán Miras

PREGUNTAS SOBRE EL AMOR. ¿De dónde procedía el amor tan fuerte que sentía por ella? ¿De la sangre? Pero si no tenía vínculos sanguíneos con la mujer. ¿Del egoísmo? Pero si ella amaba a otro. ¿De la felicidad? Sí. De la felicidad del amor.
Alberto Fabral

AL CALOR DE UN BUEN VINO. “ ¡qué tiempos aquellos!... cuando con picho, rebolledo y el gordo Quintana, bebíamos la primer botella de vino ...felices en el Café Volga viendo pasar a las recién llegadas de Alcalá. Las solteronas del pueblo, aceleraban el paso en tiempo de cuaresma. Huyendo del calor que nos brindaba una buena cosecha.
Gregorio

Es ese sabor tan agradable que hace que al probarlo por primera vez el vino suba a través de su fragancia hasta mi nariz y me susurre, " Escapate a un mundo feliz, ven dame la mano, yo te llevaré". Es ese instante donde el sabor coge cuerpo y al catarlo soy feliz.
CAMELIA DISABEL

Música y palmas de fondo… Del albero asciende el calor encendido del baile. Gotas de sudor, resbalan por la piel al sol del mediodía, espurrean al aire melodías que empañan nuestras miradas…Ya no escucho el algarabío…¡Silencio!...¿Qué es ese susurro?...Son sus ojos estrellados y el barniz de sus labios dorados contándome cosas bonitas… ¡Qué no daría yo por alargar este momento…!
Dafne Durán

CUESTIÓN DE PRIORIDADES. El edificio albergaba en sus entrañas cuerpos contorsionados por el bombardeo, antiguas risas, muebles rotos. Y a Efraín, un hombre que, sentado al abrigo de una burbuja de aire, apuró su última copa de vino lentamente, enmudeciendo al paso de los perros que olfateaban su rastro, seguro de que ese rescate aún podía esperar.
Una idea de Bodega y Viñedos Martín BerdugoPolítica de Privacidad